Desarraigados en su propio país

Mujeres desplazadas internas en la provincia oriental de Kivu Norte, República Democrática del Congo. (Sergi Càmara / Entreculturas)
Mujeres desplazadas internas en la provincia oriental de Kivu Norte, República Democrática del Congo. (Sergi Càmara / Entreculturas)

El JRS cree que las personas desplazadas internas tienen derecho a la asistencia de emergencia y a la protección durante su desplazamiento, así como a tener la oportunidad y el apoyo para rehacer sus vidas.

En 2017, unos 68,5 millones de personas fueron expulsadas de sus hogares, una cifra récord según la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR). De estos, 40 millones fueron personas desplazadas internas, es decir, obligadas a huir de sus hogares pero permaneciendo en sus propios países. Los desplazados internos se enfrentan a retos similares a los de los refugiados que han tenido que huir de sus países: violaciones de derechos humanos, dificultades para acceder a alimentos, vivienda, educación, cubrir otras necesidades básicas o tener oportunidades. Si bien las autoridades nacionales son los principales responsables de su protección, los desplazados internos suelen tener dificultades para acceder a protección y derechos, corriendo el riesgo de ser inadvertidos y ser olvidados. Los desplazados internos son a menudo ciudadanos olvidados en sus propios países.

Video de la campaña GP20 realizado por OCHA.

PLAN DE ACCION

  • Defender ante las autoridades estatales leyes para la protección de los desplazados internos

En tanto que los desplazados internos siguen sujetos a la ley de su país, los gobiernos deben tomar medidas para protegerlos y ayudarlos, aparte de implementar programas

  • Gestionar el desplazamiento prolongado y encontrar soluciones duraderas.

Defender soluciones duraderas es tanto una cuestión humanitaria como de desarrollo, siempre con el objetivo de ayudar a que las personas desplazadas sean autosuficientes, y así puedan recuperar su dignidad y su esperanza.

  • Poner en marcha un nuevo proyecto para / con los desplazados internos.

Dado que el número de desplazados internos, así como el de países afectados por el desplazamiento interno, va in crescendo, el JRS quiere dar una respuesta más generosa y estratégica en su servicio a los desplazados internos en todo el mundo.

  • Establecer nuevas alianzas para una colaboración inclusiva en temas relativos a los desplazados internos.

El JRS busca participar en acciones estratégicas y de colaboración con otras organizaciones humanitarias y de desarrollo como una respuesta efectiva al desplazamiento prolongado.

  • Recabar datos cualitativos y realizar análisis críticos sobre situaciones y necesidades de los desplazados internos.

Los datos cualitativos y análisis son esenciales para garantizar intervenciones efectivas en nombre de los desplazados internos. Para ello, es importante comprometerse con las personas desplazadas y las comunidades afectadas por el desplazamiento durante el proceso de evaluación de necesidades.

A father with his children outside their “home” in an informal settlement in Erbil, Iraq.
Un padre con sus hijos frente a su «hogar» en un asentamiento informal en Erbil, Irak.

NUESTRA MISIÓN

El JRS sirve y acompaña a los desplazados internos a través de sus programas, y defiende leyes y políticas nacionales que permitan la protección los derechos de las personas desplazadas y promuevan soluciones duraderas.
Sepa más sobre nuestro trabajo

NUESTRA POLÍTICA

El JRS va donde hay una necesidad urgente de protección y graves violaciones de los derechos humanos fundamentales. Situamos a las personas en el centro de nuestra misión, más allá de cualquier definición legal. En situaciones de desplazamiento forzoso, no hacemos distinciones entre refugiados y desplazados internos si eso implica un nivel diferente de protección. Este concepto más inclusivo de personas desplazadas por la fuerza guía al JRS en su servicio y misión.

Por razones humanitarias, estas personas desplazadas (internas), deberían considerarse como refugiadas de la misma manera que las que están formalmente reconocidas por la Convención, porque son víctimas del mismo tipo de violencia.
CONSEJO PONTIFICIO

El JRS apoya el Plan multisectorial de Acción GP20 con el fin de avanzar en la prevención, protección y soluciones para los desplazados internos. Presentado el 17 de abril de 2018, en Ginebra, el GP20 está liderado por el ACNUR, la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de las Naciones Unidas y el Relator Especial sobre los Derechos Humanos de los desplazados internos, con el objetivo de reducir y dar respuestas al desplazamiento interno, de conformidad con los Principios Rectores relativos al Desplazamiento Interno.
Firma la petición